Comparte esta noticia
Globalízate Radio.- ONU.- La UNESCO reunió este lunes a ministros de educación de todo el mundo, a raíz de un nuevo estudio que muestra que más de 100 millones de niños quedarán por debajo del nivel mínimo de competencia en lectura debido al impacto del cierre de escuelas a causa de la COVID-19.

El número de niños con dificultades se disparó hasta los 584 millones en 2020, anulando los avances conseguidos en las dos últimas décadas gracias a los esfuerzos educativos. 

La reunión ministerial tiene por objeto abordar tres grandes retos: reabrir las escuelas y apoyar a los profesores; mitigar el abandono y las pérdidas de aprendizaje; y acelerar la transformación digital.

La escolarización se ha visto interrumpida durante un promedio de 25 semanas desde el comienzo de la pandemia debido a cierres totales o parciales. Se prevé que las pérdidas de aprendizaje sean mayores en la región de América Latina y el Caribe, y en Asia central y meridional. 

El informe concluye que la vuelta a la senda anterior a la pandemia puede llevar una década, pero que la recuperación podría producirse en 2024 si se realizan esfuerzos excepcionales para ofrecer clases de recuperación y estrategias de puesta al día. Sin embargo, según los nuevos datos de una encuesta conjunta realizada por la UNESCO y UNICEF, solo una cuarta parte de los alumnos se benefician de esas clases de recuperación.